Para todos los que tenemos contacto regular con caballos, sabemos que son unos animales muy especiales con los que se crean una conexión y vínculo únicos. Por ello, las terapias con caballos son un recurso excelente que obtiene grandes resultados y avances con personas que padecen algún tipo de diversidad funcional o intelectual. Estos tratamientos consisten en actividades y ejercicios que promueven el desarrollo cognitivo, físico y emocional de los pacientes, entre otros beneficios.

Nuevos cursos en IDEA de Terapias con Caballos

Desde IDEA, debido al gran trabajo que realizan los centros de equinoterapia y porque creemos que este tipo de terapias deben cobrar cada vez más relevancia, vamos a incluir a partir de septiembre dos nuevos cursos en nuestras sedes de Madrid y Barcelona: Auxiliar en Terapias Ecuestres y Asistente Técnico en Terapias Ecuestres. En estos cursos, nuestros alumnos podrán formarse para trabajar en centros de equinoterapia y ayudar a personas que realmente lo necesitan de una manera divertida y didáctica.

Si te gustaría formarte para trabajar como asistente o auxiliar en este tipo de centros, el próximo día 31 de mayo realizaremos un evento de presentación del curso con una actividad a cargo de la Asociación Equitación como Terapia, que trabaja haciendo rehabilitación para personas con diversidad funcional e intelectual. La actividad tendrá lugar dentro del centro de Hípica Montenegro, que se encuentra en las inmediaciones de Madrid.

Las impulsoras de la asociación nos han explicado que la profunda conexión que se produce entre las personas que realizan rehabilitación con los caballos actúa como un gran elemento motivador, que les anima a aprender y esforzarse y realizar rehabilitación a través de diferentes juegos y actividades con los equinos.

Este tipo de terapias no solo se utiliza en niños, sino también en personas mayores que han sufrido algún tipo de enfermedad que les afecta a nivel funcional o neurológica (por ejemplo ictus o trombosis), así como en personas de mediana edad con diversidad funcional, ya sea de nacimiento, debido a una enfermedad o a un accidente. Algunos de los resultados visibles suelen ser una mejora del equilibrio y de la postura, mejora de la concentración e incluso un incremento de las habilidades sociales, ya que el caballo es un animal capaz de entender o sentir un gesto y responderte. Si quieres saber más, no te pierdas este vídeo:

Si quieres formarte como auxiliar en terapias ecuestres, no dudes en solicitar información sobre nuestro curso. ¡Estaremos encantados de asesorarte!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *