En IDEA nos gusta preocuparnos por el bienestar de tus mascotas y, por ello, la semana pasada impartimos un seminario gratuito sobre cómo prevenir y detectar los golpes de calor en mascotas. ¿Cuál es la mejor manera de evitarlos? Manteniendo a tu perro hidratado en verano. Hoy queremos mostrarte algunos consejos prácticos:

Cómo mantener hidratado a tu perro en verano

1. Muchos puntos de agua fresquita: como a nosotros, a nuestro perro le gusta el agua fresquita. Procura cambiarle el agua cada poco tiempo para que no se caliente ni se llene de bacterias y ponle más bebederos por toda la casa. De esta manera, siempre tendrá agua cerca y nos aseguraremos de que beba más cantidad. Y, por supuesto, ¡rellénala cuando se le acabe! En cuanto a la alimentación, procura darle de comer a las horas de menos calor (le apetecerá más) y sacar la comida en el momento para evitar que se reseque y cree bacterias, ya que podría sentarle mal a nuestro perro y provocarle diarrea o vómitos, lo que se traduce en más deshidratación.

2. Saca a pasearlo en las horas de menos calor: de la misma manera que tú no sales a la calle a las 2h de la tarde para no asarte, tu perro tampoco debería. Intenta sacarlo por la mañana y ya por la tarde cuando haya caído el sol y, si tienes que sacarlo a mediodía, procura llevarlo por la sombra y que el paseo dure lo mínimo posible. Si además podemos llevarlo a un parque donde haya una fuente, una pequeña acequia o un riachuelo, será ideal para que nuestro perro pueda meter las patitas o el cuerpo entero. ¡Lo que le apetezca! Por cierto, cuando salgas de paseo, lleva siempre agua contigo y un bebedero portátil para que el perro pueda beber.

mantener perro hidratado en verano

3. Crea espacios frescos y de sombra: normalmente los perros tienen escondites en verano para descansar pero, si no, créale uno en el que dé la sombra y se esté fresco. Si te vas a ir y vas a dejar al perro en casa, asegúrate de dejar las persianas bajadas y las ventanas abiertas para tratar de crear corriente. Si aun así hiciera mucho calor, procura dejarle el ventilador o poner el aire acondicionado. Y recuerda: ¡el bebedero siempre cerca!

4. Cuida de su pelo y sus almohadillas: en verano, es recomendable cortar el pelo a nuestro perro, sobre todo en la zona de la barriga. Eso sí, debe hacerlo un profesional de estética canina que, en función de la raza del can, sabrá qué longitud de pelo es la óptima para que el perro esté fresco pero a la vez protegido de la radiación solar y del calor. De hecho, los perros con pelo más largo están mejor preparados para sobrellevar el calor que los de pelo corto porque el pelo les protege del calor. Otra cosa que podemos hacer para refrescar a nuestro perro es tratar de cepillarlo y quitar el subpelo del manto, ya que sirve específicamente para dar calor en invierno. En cuanto a las almohadillas, vigilemos bien que se mantienen en buenas condiciones, ya que debido al calor pueden sufrir quemaduras o agrietarse. Si las vemos muy resecas, podemos cuidarlas con diferentes productos que encontraremos en las tiendas especializadas y centros veterinarios, sobre todo compuestos que contienen aloe vera o vaselina, para regenerar las zonas dañadas y mantener las almohadillas en buen estado.

perro hidratado en verano 2

5. Hazle un helado perruno: como te contábamos la semana pasada en nuestro post de qué es el enriquecimiento ambiental, hay algunas acciones que puedes llevar a cabo para motivar a tu perro y que además se refresque. Una buena idea es crear polos de helado para perros: solo necesitaremos comida que le guste a nuestro perro, añadir un poco de agua y congelar para crear pequeños cubitos. Pásalos por agua para que se queden suaves al tacto y dáselos a probar. Tendrá que jugar a chupar y morder el hielo fresquito para conseguir su premio, ¡ya verás cómo le encanta! Esta no solo es una manera de refrescar a nuestros perros: sirve para ponerles un reto, permitirles explorar nuevas texturas y, de paso, romper con su rutina con un nuevo y refrescante juguete.

Este verano, tenlo claro: ¡lo más importante es que tu perro esté hidratado! Si quieres estar informado sobre consejos acerca de cómo cuidar perros y otros animales, así como de nuestras charlas y seminarios gratuitos, sigue nuestra página de Facebook o consulta nuestras clases abiertas aquí.

¡Feliz verano!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *