Hoy en día un auxiliar es para el veterinario igual a tener una mano extra que colabora en sus tareas diarias.

Por fortuna, actualmente, que quienes poseen una mascota se ocupen no solamente de sus necesidades básicas. Una visita por la veterinaria debe (o debería) realizarse tanto por las vacunas anuales, como así también  ante cualquier cambio de la mascota, sea en su ánimo, comportamiento, apetito, etc., ya que algunos de estos síntomas podría ameritar que un profesional pueda decir qué es lo que está sucediendo.

En casos  de poca gravedad, será como la visita de un niño a su pediatra. En otros casos, de ser más complejos, el veterinario, o su auxiliar serán quiénes digan la forma de proceder ante cualquier eventualidad.

Si hablamos, por ejemplo, de llevar adelante algún tipo de cirugía, el veterinario no hará el trabajo solo. Es allí donde el auxiliar veterinario será parte fundamental del proceso.

También será el auxiliar veterinario quien estará formado para ocuparse de tareas,  especialmente en clínicas en las cuales el caudal de pacientes es abundante,  relacionadas a la administración y contacto con los clientes.

Es por ello que se puede decir que no cumplen un rol menor. Por el contrario, son parte fundamental en el proceder diario y ayuda constante para mejorar y brindar calidad, formando un equipo con los profesionales de la veterinaria.

1 comentario. Dejar nuevo

Jeimmy A. Castro
25 septiembre, 2015 5:36 pm

necesito el precios de auxiliar de veterinaria y tecnico si me podeis informar horarios y si se puede empezar ya.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *